La empresa encargada de los nuevos ‘aviones del Juicio Final’ de EE.UU. compra cinco Boeing 747 de pasajeros

34

(CNN) — Ese asiento de clase turista que una vez ocupaste mientras volabas por Asia podría ser algún día el mismo lugar desde el que se controle el arsenal de armas nucleares de Estados Unidos.

Y es que cinco Boeing 747 de pasajeros operados en su día por la compañía de bandera surcoreana Korean Air han sido adquiridos por Sierra Nevada Corporation, contratista de los sustitutos de la actual flota de aviones militares estratégicos de mando y control de las Fuerzas Aéreas estadounidenses, más conocidos como aviones del ‘Juicio Final’

También conocidos como E-4B “Nightwatch”, los aviones ‘del Juicio Final’ están diseñados para ser centros de mando y control de las Fuerzas Armadas estadounidense en caso de una emergencia nacional que vea destruidas o incapacitadas las instalaciones de mando en tierra, como una guerra nuclear.

Podrían convertirse en lo que equivale a un Pentágono en el cielo, llevando a bordo al presidente de EE.UU., al secretario de Defensa y a los miembros del Estado Mayor Conjunto, entre otras más de 100 personas, con capacidad para controlar las fuerzas estadounidenses en todo el mundo desde el avión, según una hoja informativa de las Fuerzas Aéreas sobre los E-4B.

Brooklyn Tech Support

Estos aviones están construidos para resistir los efectos de un pulso electromagnético, el estallido de energía liberado por una explosión nuclear que puede “perturbar y dañar permanentemente componentes eléctricos y sistemas completos dentro de la mayoría de los sectores de infraestructuras críticas e impactar en infraestructuras a gran escala”, según el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos.

publicidad

Al menos un avión del ‘Juicio Final’ está en alerta permanente en una base militar estadounidense en algún lugar del mundo, de acuerdo con las Fuerzas Aéreas.

Un portavoz de Sierra Nevada, con sede en Colorado, confirmó la compra de los aviones de Korean Air, pero no quiso dar más detalles.

Un Boeing 747-800 de Korean Air aterriza en el aeropuerto de Roma Fiumicino. (Crédito: Fabrizio Gandolfo/SOPA Images/LightRocket/Getty Images)

Sin embargo, el 26 de abril las Fuerzas Aéreas adjudicaron a Sierra Nevada un contrato de US$ 13.000 millones para desarrollar y producir el Centro de Operaciones Aéreas de Supervivencia, nombre oficial del nuevo avión del ‘Juicio Final’. El proyecto deberá estar terminado en 2036, según un comunicado del Departamento de Defensa.

El año pasado, Sierra Nevada inauguró unas instalaciones de reparación, mantenimiento y revisión de aeronaves de más de 9.000 metros cuadrados en el Aeropuerto Internacional de Dayton (Ohio), y ya ha comenzado la construcción de un segundo hangar de tamaño similar.

Un dibujo de las instalaciones de Dayton muestra un 747-800 en su interior.

Los 747-800 son una mejora de los 747-200 más antiguos y pequeños de la actual flota del ‘Juicio Final’, que entraron en servicio en la década de 1980.

A principios de esta semana, Korean Air anunció la venta de cinco de sus aviones a Sierra Nevada por US$ 675 millones. La decisión de vender las aeronaves forma parte de un “plan de introducción de nuevos aviones a medio y largo plazo”, dijo la aerolínea en un comunicado, añadiendo que espera que el acuerdo se complete antes del 30 de septiembre de 2025.

Korean Air tenía nueve aviones de pasajeros 747-800 en su flota en octubre de 2023, según su sitio web.

Yoonjung Seo de CNN contribuyó a este informe.

Leave A Reply

Your email address will not be published.