Los Mets de NY están vendiendo un sándwich de carne y langosta por $40: ¿vale la pena?

28

Cuando se trata de comidas en el estadio, soy lo más ahorrativo posible.

Cualquier viaje a un partido de béisbol comienza en una tienda de delicatessen para poder comprar un sándwich y llevarlo al estadio. Si voy a pagar un precio exorbitante, prefiero comprar una cerveza de $15 que un hot dog de $7.

Pero cuando estuve en el primer partido en casa de los Mets de Nueva York el mes pasado, con mi sándwich de chuleta de pollo en la mano, vi algo que me detuvo en seco: una de las gradas anunciaba un sándwich de bistec y langosta.

Sin embargo, no fueron los ingredientes lo que me llamó la atención. Era el precio: $40.55.

Sé muy bien que Citi Field es conocido por su comida. Con un Shake Shack e innumerables opciones para cada tipo de gastronomía que puedas desear, es un buen momento para ser un entusiasta de la comida en Flushing, Queens.

Brooklyn Tech Support

¿Pero $40 por un sándwich? No sé.

Me comuniqué con los Mets sobre el costoso sándwich Surf and Turf, y estuvieron felices de invitarme al estadio a probarlo yo mismo y descubrir si vale la pena.

Paul Horowitz, sous chef ejecutivo de Citi Field, reconoció que algunos clientes podrían experimentar una sorpresa cuando vean por primera vez el precio del sándwich, que incluye seis onzas de filet mignon de Pat LaFrieda y cuatro onzas de ensalada de langosta cubierta con queso Monterey jack, cebollas salteadas y Carne de res au jus servida sobre un baguette francés tostado.

En su opinión, recibes por lo que pagas.

“Hacemos muchas degustaciones fuera de temporada”, Horowitz dijo a CNBC Make It. “No fijaremos el costo de ningún artículo a menos que hayamos decidido que la porción vale la pena”.

Con el enorme sándwich frente a mí, tuve que estar de acuerdo. En Midtown Manhattan, donde están las oficinas de CNBC Make It, un rollo de langosta te costará cerca de $30. Y eso sin el bistec, el queso y la cebolla.

“Si vas a un puesto o a un restaurante informal de comida rápida, te darán una hamburguesa de un cuarto de libra”, dice Horowitz. “Aquí estás obteniendo 10 onzas de proteína”.

Al comer el sándwich Surf and Turf, me di cuenta de que yo tal vez no fuera tan tacaño como pensaba. No me molesta pagar mucho, sino sentir que me estafaron. Para un sándwich que podría compartir fácilmente con un amigo, tiene una buena relación calidad-precio.

Aun así, $40 es probablemente más de lo que me gustaría gastar como comida en un partido. Y si voy a gastar tanto, probablemente llegaré allí con dos cervezas y un “corn dog”.

Pero si me siento lujoso y tengo mucho apetito, camino hasta la explanada del jardín derecho y ordeno Surf and Turf sabiendo que obtendré el valor de mi dinero.

Este artículo fue publicado originalmente en inglés por Nicolas Vega para nuestra cadena hermana CNBC.com. Para más de CNBC entra aquí.

Leave A Reply

Your email address will not be published.