Cruz Pichardo versus Báez Guerrero

233

imagen

EL AUTOR es periodista. Reside en Santo Domingo.

No suelo leer al periodista José Báez Guerrero, porque sus trabajos son extremadamente breves, lacónicos, no dicen nada. Usted puede redactar un comentario de dos o tres párrafos, pero jamás un artículo de opinión, donde las ideas expuestas demandan argumentos que permitan arribar a una conclusión que pueda convencer al lector. Entiendo que un escrito de ocho o diez párrafos podría ser satisfactorio, aunque si el tema demanda mayor extensión, el lector lo lee de todas maneras. Y cuando se trata de un análisis (que conlleva hipótesis, indicadores, desarrollo y conclusión) hay un segmento de la población instruida, de mayor escolaridad, que no lo desaprovecha.

En una sociedad donde impera el libre juego de las ideas, el lector no debe guardar prejuicios por personas de pensamientos diferentes, aun sean de corte troglodita, como en efecto es el caso de Báez Guerrero, quien reprochó recientemente al alcalde de Santo Domingo Este, Manuel Jiménez, por haber levantado una estatua en honor a Maximiliano Gómez (El Moreno). Acusó al extinto líder del MPD de asesinar a guardias y policías, de asaltar y robar. ¿Cuáles fueron esos guardias y policías que mató El Moreno? ¿Dónde está el dinero que robó, porque doña Carmen y los muchachos no heredaron nada? ¿Dónde están las pruebas? Se trata de imputaciones muy graves.

Maximiliano Gómez

Para colmo: pide que se le haga un monumento a Enrique Pérez y Pérez, de quien sí hay pruebas de que mató a miles de dominicanos por simples razones políticas. Y Joaquín Balaguer, pese a que violó derechos humanos, hay que reconocer que construyó muchas obras físicas y que también dejó una amplia obra literaria, por lo que hay aeropuerto, avenidas y calles con su nombre en todo el país. Hasta simples hermanas de Balaguer, sin méritos propios, llevan el nombre de barrios y escuelas en la geografía nacional.

Me encontraba en mi casa cuando un alumno me envió por Whatsapp el escrito del corpulento comunicador. Cuatro pequeños párrafos cargados de vocablos infames. De Maximiliano Gómez he escuchado muchas versiones de parte de sus antiguos compañeros de lucha y  todas dicen más o menos lo mismo: un individuo que apenas cursó un octavo curso, que trabajó en el Muelle de San Pedro de Macorís, pero con una mente brillante, ideólogo y  estratega. El Moreno coincidía con el doctor Peña Gómez en que había que unificar a toda la oposición para enfrentar al gobierno de terrorimpuesto por Joaquín Balaguer, 1966-1978. Es de ahí que viene la amistad de El Moreno con el general Wessin y Wessin y otros líderes de derecha.

En una ocasión escuché hablar a Arturo Uslar Pietri, desaparecido intelectual venezolano, diciendo que la ideología marxista leninista era impracticable, que en los países donde había triunfado el comunismo el proletariado era bajo e inexistente, por lo que fue un imposible establecer una dictadura bajo el poder de los trabajadores. Y puso los ejemplos de China, Cuba y otros tantos lugares. Concedí razón.

Es innegable, sin embargo, que la Revolución Cubana y la toma del poder por Fidel Castro en 1959 influyó enormemente en los jóvenes de todos los países de la región. En República Dominicana era una especie de moda, entre los jóvenes, ser comunista. Pero las ideas se combaten con ideas y no asesinando a infelices muchachos partidarios de esa doctrina. En algunos casos se trataba de jóvenes que en el fondo no eran nada, simplemente contagiados por el modismo de los clubes, la UASD y otros centros de estudios.

Admito que soy amigo de Guido Gómez Mazara, a quien apoyé en las primarias del PRM. Al amigo Guido no lo veo desde mucho antes de la celebración de la contienda interna de octubre de 2023. Es un hombre que no reniega de sus ancestros, valiente y no sé si procedería legalmente contra la agresión infame del referido periodista, que comete los delitos de difamación e injuria, los cuales condena la Ley 61-32 y los artículos 370, 371 y 372 del Código Penal vigente.

Mi consejo es que deje eso así, porque una persona como Gómez Mazara, que viene de sacar 60 mil votos (un 6%) en una contienda donde se compite con un jefe de Estado y todo lo que implica, es porque es presidenciable y no puede distraerse con todo el que le tire una piedra, no se sabe si para resultarle gracioso a alguien.  Además, siempre se ha dicho que “ofende quien puede”, no quien quiere.

Gómez Mazara es un hombre que escucha a los demás, de gran carisma y uno de los mejores expositores dominicanos, cualidades que no perdonan algunos mezquinos. Es hijo de una dama blanca y un hombre negro, lo que regularmente da un producto bien parecido. Pese a que solo se le ha conocido una militancia política: PRD-PRM, no se descarta que se procure descalificarlo no solo por la ideología de su padre sino además por raíces raciales paternas. Pura bajeza.

Celso Marranzini

Algo más –y en este caso hablando con datos–: para que se edifiquen en torno al personaje, les invito a leer a Celso Marranzini, en los diarios dominicanos, de fecha 29 de septiembre de 2023, donde acusa al comunicador de cobrar 200 mil pesos mensuales sin dar un solo golpe, en la Empresa de Transmisión Eléctrica (ETED). Y viene chupando de la teta del Estado desde los gobiernos del PLD e inclusive desde la etapa de Joaquín Balaguer, con quien él solía soñar con frecuencia.

El propio Celso Marranzini, ver periódico digital elcorreo.do, de fecha 25 de mayo de 2022, atribuye al comunicador procurar una entrevista con un líder político, al cual adversó siempre, y al lograr el encuentro sugirió hacerle su biografía, pero que le adelante cinco millones de pesos. La respuesta del inmenso líder no se hizo esperar: “Espero que me la hagan cuando muera y que sea gratis”.

Es aconsejable, de igual manera, que lean a Diógenes Céspedes, destacado intelectual dominicano, al referirse a este comunicador en elperiódico Hoy, fecha 29 de agosto de 2007, donde expresa: “…Pero se sabe que la corrupción no deja pruebas documentales, sino materiales: residencias lujosas, villas, yates, yipetas, carros de lujo, colegios exclusivos, vacaciones costosísimas. ¿Cómo puede producir todo esto un programa de radio o televisión, si usted comenzó como simple reportero a pie?”

Este es un país pequeño, donde todos nos conocemos. Usted veía a ciertos gusarapos, en la televisión, acabando con el PRD-PRM, pero hoy continúan en la nómina estatal y extienden flores a Luis Abinader, con la aparente agravante que el jefe de Estado cree en ese tipo de sujetos.

Es un espécimen que abunda en nuestro ámbito periodístico, pero usted no puede tomar el nombre de Maximiliano Gómez, que fue un joven que lo sacrificó todo, incluyendo su propia vida, por la democracia dominicana, para también eliminarlo moralmente. Lo está matando dos veces. Y agrediendo innecesariamente a Carmen Mazara, que enviudó a los 23 años; y agrediendo abusivamente a Guido y a Fabricio, que no pudieron disfrutar a su padre, porque apenas tenían 4 y 3 años respectivamente.

Y también aprovecha para echarle una vaina a Manuel Jiménez, con quien se podrá o no estar de acuerdo, pero es un boschista que cree en la democracia. Y lo hace en un momento en el cual no busca votos. Sencillamente haciendo honor a quien honor merece.

jpm-am

ALMOMENTO.NET publica los artículos de opinión sin hacerles correcciones de redacción. Se reserva el derecho de rechazar los que estén mal redactados, con errores de sintaxis o faltas ortográficas.

Leave A Reply

Your email address will not be published.