Escándalo en la Legislatura: liberan a 15 dueños de las tarjetas de débito que usaba “Chocolate” Rigau

32
Escándalo en la Legislatura: liberan a 15 dueños de las tarjetas de débito que usaba “Chocolate” Rigau

”Chocolate” Rigau, al sacar dinero en un cajero automático de La Plata

El juez de Garantías Guillermo Atencio ordenó ayer excarcelar a 15 de los dueños de las tarjetas de débito que Julio “Chocolate” Rigau utilizaba para extraer dinero en cajeros automáticos de La Plata. A través de ese mecanismo, y con plásticos bancarios pertenecientes a supuestos empleados de la Cámara de Diputados bonaerense, el puntero del PJ habría defraudado al Estado provincial en más de 800 millones de pesos.

Tanto Rigau, como el concejal platense del Frente Renovador, Facundo Albini, y su padre Claudio, quien durante años se desempeñó como subdirector del área de personal de la Legislatura, permanecen detenidos en la Alcaldía Departamental Roberto Pettinato, ubicada en la localidad de Lisandro Olmos, a la espera de que el juez o la Cámara de Apelaciones resuelva sobre su pedido de excarcelación. A ambos se los acusa por el delito de asociación ilícita.

En cambio, Atencio consideró que sobre 15 (de 48) titulares de las tarjetas de débito que se le secuestraron a “Chocolate” no se configura el delito de asociación ilícita, tal como había acusado la fiscalía, e interpretó que deben ser procesados por defraudación al Estado.

Además, al no contar con antecedentes penales, afrontarían una pena, en caso de recaer condena, que será de cumplimiento en suspenso.

“Por ello es que considero que la circunstancia de no haberse acreditado por el momento que formaran parte la asociación ilícita y la carencia de antecedentes penales, me resultan suficientes para presagiar que, en caso de recaer condena en autos, su pena será probablemente en suspenso, habida cuenta de que la pena mínima prevista para el delito enrostrado (fraude en perjuicio de la administración pública) resulta ser de dos años”, detalló el magistrado en su resolución.

Sin embargo, les impuso a todos una caución real y la prohibición de salida del país: “A efectos de garantizar la futura comparecencia en este proceso y teniendo en cuenta características de la maniobra defraudatoria que se les imputa -de acuerdo a la descripción fáctica realizada al momento de ordenar su detención- como así también el daño causado, habré de imponer una caución real como así también las obligaciones especiales de comparecer a toda citación que se les efectué en el marco de la presente investigación y comparecer una vez por mes a la sede de este juzgado a ratificar el domicilio que constituyan como así también la prohibición de salir del país”, reza el texto judicial.

De esta manera, y previo pago de una caución de 100 mil pesos cada uno, serán liberados Graciela Del Carmen Anivarro, Raul Horacio Boragina, Marisol Correa, Maria Cecilia D ́ovidio, Lourdes Gabriela Degollada, Maria Cristina Degollada, Rosana Silvia Delgado, Arturo Teodomiro Falcon Ramirez, Raul Marcelo Folone, Diego Guillermo Koster, Sheila Belen Maroni, Daniel Alfredo Mederos, Ricardo Mario Sanchez, Ramon Alberto Sosa y Paula Alejandra Valdata. Todos habían sido detenidos la semana pasada por pedido de la fiscal Betina Lacki.

Ahora, como se dijo, el juez debe resolver sobre el pedido de excarcelación planteado por Facundo y Claudio Albini.

Los Albini reclaman que la investigación judicial se encuade como una presunta defraudación a las arcas públicas, en vez de investigarse la supuesta conformación de una asociación ilícita. Si así lo considerara el juez, tanto ellos como los restantes detenidos deberían seguir el proceso penal en libertad.

El concejal platense y su padre quedaron tras las rejas luego de que la fiscal ordenara peritar el celular de “Chocolate”. De ese teléfono surgieron mensajes del tipo: “Te damos 200 lucas por mes desde hace años y no atendés”, le reclama, por caso, el contacto “Facu” (se supone que Albini) a Rigau.

Pero al entregarse, días atrás, Facundo Albini advirtió que tenía “muchas ganas de hablar con el juez” y que “la Justicia tiene que ir para arriba”. También negó que él o su padre o el actual director de Personal de la Cámara, Pablo Parente, fueran los “jefes” de Rigau. “Parente no es el que pide que se designe a un empleado, ni el que decide a quién se contrata. No hay que buscar al que firma, sino al que pide”, aclaró.

En ese sentido, la fiscal Lacki reclamó a la Legislatura bonaerense que entregue toda la información que tengan sobre cada uno de los supuestos empleados cuyos salarios cobraba “Chocolate” Rigau. Además, solicitó al Banco Provincia datos adicionales sobre quiénes retiraron dinero de cajeros contiguos a los que usó Rigau.

Para la fiscal, “Chocolate” y los Albini son apenas dos eslabones de un entramado más amplio y que abarcaría a más “ñoquis”, más “Chocolates” y más intermediarios.

La situación del concejal massista y su padre se resolvería hoy. Según anticiparon fuentes judiciales, el criterio de Atencio sería mantener a ambos como miembros de la asociación ilícita, un delito que prevé hasta 10 años de condena. Pues, según sostienen en el juzgado, si son liberados podrían entorpecer el avance de la investigación.

La sospecha de la fiscal es que en la Legislatura habría más “noquis” e intermediarios

Leave A Reply

Your email address will not be published.