¿Se separó Felipe Fort tras el escándalo de su suegra con el perro en La Plata?: las pruebas

29

Felipe Fort y su novia, Priscila Godoy, aún siguen siendo tema, tras el escándalo de la mujer de La Plata que quiso faenar a su perro en una carnicería. ¿Por qué esto se relaciona directamente con la pareja de jóvenes?, porque justamente Priscila, es la hija de la señora que hasta el momento quedó imputada por el caso. 

Lo cierto es que ambos escribieron una carta en donde manifestaban sus posiciones con respecto al tema y sobre todo, por los constantes mensajes que recibían en las redes sociales. Pero luego, comenzaron algunos rumores de distanciamiento.

En primera instancia, se hablaba de que se dejaron de seguir en Instagram, algo que por el momento, a simple vista, se puede observar que no es así. Los dos todavía continúan activos. 

Por otra parte, otra de las pruebas que habría surgido era que la pareja habían borrado las fotos juntos, algo que tampoco es real: es más, Felipe Fort tiene una foto junto a ella, anclada, como principal.

El joven empresario compartió una reflexión de lo que piensa del tema que involucra a su suegra y aseguró. “No hice nada. No defiendo. Qué tengo que ver yo. Repudio lo que pasó. Siempre salgo lastimado”.

Brooklyn Tech Support

En cuánto a Priscila, había manifestado: “¡Hola a todos! Quería contarles un poco para que dejen de brindar desinformación. Mi mamá es una persona con una enfermedad psiquiátrica. Es una lucha desde que tengo 4 años de edad, ella es una madre amorosa, y una gran persona, lamentablemente tuvo una recaída de un momento a otro por lo que ya se tomaron cartas en el asunto y ahora está en manos de su psiquiatra de toda la vida”.

Habrá que ver que sucede con el paso de los días, ya que al parecer, ambos tomaron la postura de alejarse del caso, para que esto no interceda en la pareja. 

EL CASO DEL PERRO Y LA MUJER

Una mujer de 55 años fue detenida el pasado sábado por querer mutilar a su perro (raza Golden Retriever) en una carnicería del barrio ubicada en 5 y 80, donde según contaron algunos vecinos, fue con intención de “faenarlo”.

La señora fue increpada por varios integrantes de un grupo rescatista de la zona. “Buen día, señora, tiene una denuncia por llevar al perrito a la carnicería para faenarlo”, le informaron.

Tras ese motivo, la dueña del perro intentó justificarse: “No entiendo cuál es el problema. Yo le explico. Mi papá y mi abuelo son del campo. Trabajaron siempre en el barrio Hipódromo con caballos. Cuando el caballo cumple un determinado tiempo se manda a faenar”.

Para colmo, explicó el termino “faenar”, donde describió: “Primero lo pelas, le sacás el pelaje. Después lo cuereas y usás la carne. Eso se hace con los animales”. A su vez, dio a entender como que pensó en esa opción, ya que la mascota “estaba en avanzada edad”.

Leave A Reply

Your email address will not be published.