Portal #1 de los Dominicanos en la Ciudad de New York

Estas son las ciudades más caras del mundo en 2020: cómo el coronavirus cambió el coste de la vida

2

En la parte alta de esta tabla no suele haber grandes diferencias de un año a otro, aunque sí unas ciudades le roban el puesto a otras. En 2020, al igual que en 2019, son tres las ciudades que compiten por la primera posición de este ‘ranking’. Cada año, la revista ‘The Economist’ publica su ‘ranking’ de ciudades más caras del mundo, elaborado con los resultados de la encuesta mundial sobre el coste de la vida de ‘The Economist Intelligente Unit’ y que en 2020 ha visto la luz este mes de noviembre. El año pasado fue la primera ocasión en la que tres ciudades empataban en el número uno de la clasificación, y en 2020 no solo se repite la misma situación, sino que lo hace con las mismas localidades: París, Singapur y Hong Kong se llevan la palma como las tres ciudades más caras del mundo.

Esta encuesta compara los precios de casi 140 productos y servicios en 133 ciudades de todo el mundo, y los resultados de la misma sirven a las empresas, en parte, para negociar una compensación adecuada para reubicación de personal. Si bien cada año hay cambios, el punto clave de 2020 ha sido la pandemia de coronavirus, que ha afectado a todo el planeta: el coste de la vida, en general, ha variado a causa de la volatilidad de las divisas, los problemas en la cadena de suministros, el impacto de los impuestos y los cambios en los hábitos de los consumidores.

Las 10 ciudades más caras del mundo en 2020

  • París (Francia).
  • Hong Kong (China).
  • Zúrich (Suiza).
  • Singapur (Singapur).
  • Osaka (Japón).
  • Tel Aviv (Israel).
  • Nueva York (Estados Unidos).
  • Ginebra (Suiza).
  • Los Ángeles (Estados Unidos).
  • Copenhague (Dinamarca).

De las 10 categorías que evalúa el informe, hay dos en las que se experimenta un mayor aumento de precios con respecto a 2019: en tabaco y en lo que ‘The Economist’ engloba en el concepto de entretenimiento, que hace referencia a compras variadas que van desde el coste de una cena completa a un libro, un televisor o un ordenador (está incluido el producto de consumo electrónico). El coste de un ordenador, por ejemplo, se ha incrementado en 18,7 puntos de promedio, siendo la ciudad más cara en este sentido Osaka (Japón), mientras que Caracas (Venezuela) se convierte en la más barata. Según ‘The Economist’, el problema en la industria electrónica tiene comienzo en la ‘zona cero’ del covid-19, Wuhan (China), al confinar un importante centro de fabricación de productos electrónicos: la paralización de la producción llevó a una disminución en la oferta y, por lo tanto, a un incremento de los precios, agravado aún más con el impulso del trabajo en remoto, que propulsó la demanda de ordenadores de sobremesa y portátiles. A esto se le suma la batalla tecnológica entre China y Estados Unidos.

En el otro lado de la balanza se encuentra el sector textil: los consumidores, preocupados por la crisis económica provocada por la pandemia, han optado por adquirir productos más baratos en muchos países, aumentando la competencia en productos, por lo general, más baratos y particularmente en la industria de la moda. No obstante, dado que los consumidores de altos ingresos no se han visto, comparativamente, tan afectados por la crisis el producto prémium ha mantenido sus precios de manera bastante estable —en España, por ejemplo, el mercado de vivienda de lujo incluso ha cogido cierto impulso—.

La fluctuación del valor de la moneda también ha contribuido a estas variaciones: en general, la ‘debilidad’ de la moneda se ha extendido a lo largo de todo el mundo, desde Asia hasta América; en el momento en el que se realizó esta encuesta, en septiembre de 2020, la moneda era mucho más débil en el continente americano y más fuerte en Europa occidental. Precisamente por esta razón América Latina y Norteamérica son las dos regiones en las que más ha caído el coste de la vida, frente a Europa occidental y, aunque lejos, Asia, como las que más ha aumentado. No hay que obviar tampoco determinadas medidas implementadas desde los Gobiernos, que también han tenido su efecto en los precios: Argentina autorizó la aplicación de un control ante el creciente aumento de los precios en productos básicos, como alimentos o de limpieza; mientras que Arabia Saudí respondió a la caída del precio del petróleo elevando el IVA.

Los precios aumentaron en Argentina ante la creciente demanda del usuario, en situación de pánico, al inicio de la pandemia. (EFE)
Los precios aumentaron en Argentina ante la creciente demanda del usuario, en situación de pánico, al inicio de la pandemia. (EFE)

Dónde ha variado más el coste de vida por el covid-19

Los precios de productos envasados (café, queso, arroz, zumos…) aumentaron en la mayor parte de las ciudades encuestadas, aunque el índice promedio para alimentación se mantuvo relativamente estable. No obstante, el índice de la cesta de la compra —que incluye variedad de alimentos y bebidas no alcohólicas— cayó en 2020 en 50 de las ciudades evaluadas, especialmente en América Latina y África, debido a la debilidad de las monedas locales y a los niveles de pobreza. Las tres ciudades en las que más cayó el precio de la cesta de la compra fue en las capitales de Venezuela (Caracas) y Zambia (Lusaka), y en la brasileña Río de Janeiro. Uno de los mayores crecimientos en los precios se registró en Teherán: las sanciones de Estados Unidos contra Irán provocaron graves problemas de suministro.

No obstante, aunque el índice de precios ha subido 10 puntos en Irán —lo que le ha ‘permitido’ escalar casi 30 puestos en el ‘ranking’, desde el 106 al 79—, el coste de la vida en Teherán sigue estando muy por debajo de las tres ciudades más caras del mundo, Hong Kong, Zúrich y París. A la cola de la clasificación se encuentra la capital islandesa, Reikiavik, que ha caído exactamente el mismo número de posiciones que las que ha subido Irán, 27, convirtiéndose en la ciudad en la que más han caído los precios en los últimos doce meses.

En general el precio de bebidas alcohólicas ha mostrado una tendencia al alza, aunque los precios de las cervezas locales se mantuvieron mucho mejor que el de las marcas de mayor calidad (regularmente, de importación). Y aunque en algunas ciudades los bares han permanecido cerrados, la demanda global de bebidas alcohólicas ha sido alta, también en lo que a compra ‘online’ se refiere (en los países en los que está permitida). Es el precio del tabaco el que un mayor crecimiento interanual ha registrado en lo que a productos perecederos se refiere: las cinco ciudades australianas que se evalúan en este ‘ranking’ vieron un aumento de dos dígitos en el índice de precio del tabaco, mientras que en tres de Estados Unidos (Cleveland, Boston y Pittsburgh) experimentaron caídas muy pronunciadas. El coste de productos electrónicos también ha sufrido un incremento considerable, especialmente el precio de los ordenadores (+18,7 puntos de promedio): en el ‘top 10’ de ciudades en las que más caro es adquirir un ordenador, encabezado por la japonesa Osaka, se encuentra una ciudad española, Barcelona.

¿Y qué se espera para 2021? Lo cierto es que nada cierto: los especialistas de ‘The Economist’ sostienen que aunque todo depende del curso de la pandemia, la tendencia de los precios actual podría continuar el próximo año y que hasta 2022 no habría síntomas de recuperación de los precios precoronavirus. En esta coyuntura, muchos consumidores preocupados por los precios priorizarán sus gastos en productos básicos, entretenimiento en el hogar y un mejor acceso a Internet, dejando a un lado otros productos más caros como la ropa o el entretenimiento (fuera del domicilio). Los precios de los aparatos electrónicos (ordenadores y teléfonos móviles) “serán los más afectados por las guerras arancelarias” y los bienes importados seguirán siendo “susceptibles” a las fluctuaciones monetarias.

Fuente: El Confidencial https://www.elconfidencial.com/mundo/2020-11-19/ciudades-mas-caras-del-mundo-2020_2838575/

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: